Skip to content

Difundiendo las libertades tecnológicas y de contenidos en el tercer sector

16 Azaroa, 2012

Gracias a la 2ª edición de Elkartekintza, he tenido la oportunidad de seguir difundiendo la importancia de comprender e interiorizar en qué consisten algunas libertades digitales, concretamente las que hacen referencia a los programas informáticos que utilizamos en el día a día, así como las relativas a los contenidos digitales -o en papel- que generamos.

Quizás estas cuestiones de libertad no sean de fácil entrada y posterior digestión en contextos más puramente economicistas, como puede ser el mundo de la empresa, pero desde luego que tienen su importancia en el ámbito de lo social y el tercer sector, desde el momento en que éste quiere ser un sujeto activo que, en la medida de lo posible, pretende echar a andar otro mundo posible aunque sea más despacio que lo que nos gustaría. No obstante, lejos de ofrecer una visión puramente idílica y más propia de hippies, en el tiempo actual de una crisis fuerte que origina desempleo y recortes duros en lo social, también es importante mirar de qué manera se están gastando los dineros nuestras administraciones públicas. ¿Por qué no pasar del gasto en licencias que muchas veces implican flujos financieros hacia el extranjero, a la inversión en puestos de trabajo locales? ¿y por qué no concienciar y capacitar a la población en unas tecnologías libres y universales?

Así, hemos podido ver que para las tareas típicas del día a día como es navegar por la red, gestionar nuestros archivos, trabajar la ofimática, oír música o ver películas, diseñar carteles, etc. tenemos multitud de herramientas libres que, seguramente, aún no las estamos utilizando porque somos animales de costumbres. Esta situación es más comprensible aún, teniendo en cuenta que en el día a día poco se oye hablar en los medios de comunicación acerca de términos como software libre, o que en general las licencias es algo a lo que no se le da mayor trascendencia (empezando porque casi nadie se lee su letra pequeña). Pero si bien es cierto que en algunas ocasiones los cambios suelen venir porque no nos queda más remedio que hacerlos, en otras ocasiones también surgen acompañados de una motivación a la que se le da importancia. Es por esta segunda vía en la que hemos trabajado en las sesiones presencial y online.

En relación a la parte de contenidos digitales, resulta notorio seguir comprobando la sorpresa de quienes descubren que si no se dice nada sobre un material, la licencia del mismo es copyright con lo que no es tan posible su compartición. Esto cobra mayor importancia considerando que las entidades del tercer sector, si algo buscan, es compartir y multiplicar sus principios y acciones que se traducen muchas veces en materiales, carteles, fotografías, folletos, trípticos, documentos, juegos, etc. Para que esa multiplicación no acabe donde cada organización es capaz de llegar, sino que lo haga más allá e incluso tenga otras formas creativas derivadas de las originales, a veces incluso más ricas que éstas, son precisamente licencias como las Creative Commons las que facilitan todo eso.

Es gracias a acciones de reflexión y formación como la de Elkartekintza, donde podemos aprender la trascendencia de estas cuestiones las cuales no están tan “a pie de calle”, pero que quienes entran a conocerlas se sorprenden por sus consecuencias. ¿Nos veremos en Elkartekintza 3.0? Ojalá.

Dani Gutierrez Porset

No comments yet

Utzi erantzun bat

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Aldatu )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Aldatu )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Aldatu )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Aldatu )

Connecting to %s

%d bloggers like this: